Hidrografía argentina: cuencas y pendientes

Gracias a la gran variedad de climas, relieve y la latitud del país, Argentina presenta ríos muy diferentes, algunos caudalosos, largos y navegables, mientras que otros todo lo contrario. Desde el punto de vista de evacuación de las aguas en Argentina se dan los tres tipos de cuencas: endorreicas, exorreicas y arreicas.

Dentro de las cuencas endorreicas, cuya principal característica es la desembocadura en otros ríos o lagos, en el país encontramos tres principales zonas:

  • La cuenca central, formada por los sistemas fluviales del río desaguadero, Mar Chiquita y el del Rio quinto.
  • Cuenca de la Pampa: esta región natural de la llanura pampeana está compuesta por unos 20 ríos de menor importancia. Esta zona, en la cual se destaca el río Salado del Sur, cuenta con zonas deprimidas en donde se dan pequeñas cuencas endorreicas e incluso varias zonas de cuencas arreicas.
  • La cuenca Andina está formada por los ríos que nacen en la cordillera y se pierden en esteros, lagos o lagunas.

 

Mapa de la ubicación de las diferentes cuencas en Argentina.

Las cuencas exorreicas son aquellas que desembocan en mares u océanos, en argentina se destacan dos grandes zonas:

  • La pendiente del Atlántico, la más grande del país conformada por tres sistemas principales: La cuenca del Plata; Los ríos que vierten directamente al atlántico de la provincia de Buenos Aires hasta el río Colorado de la provincia de Rio Negro y por último los ríos patagónicos que descienden de los Andes que se originan desde el río Colorado hasta el río Grande de Tierra del Fuego.
  • Vertiente o Pendiente del Pacifico, es una zona muy pequeña formada por varios ríos que cruzan los Andes hacia Chile.

Por último las cuencas arreicas, aquellas que se pierden por infiltración o evaporación, en la República Argentina son las se encuentran en las zonas áridas de las provincias del Chaco y La pampa, también en la región de la puna,  y las zonas semiáridas de las mesetas patagónicas.

Comentarios

Comentarios